Close

PIDE TU CITA +34 93 218 80 80 info@clinicasden.es

Componentes del microscopio dental (1)

Componentes del microscopio dental (1)

Componentes del microscopio dental.

Para apreciar lo que un microscopio dental puede hacer, es importante comprender cómo funciona. Rubinstein nos cuenta en dos publicaciones y con explicaciones con minucioso detalle,  los diferentes componentes del microscopio dental. Los tres conceptos claves a debatir son: la magnificación, la iluminación y los aditamentos. En este primer artículo desde Clínica Den nos centraremos en la magnificación.

MAGNIFICACIÓN.

La magnificación viene determinada por la potencia del ocular, la longitud focal de los binoculares, el regulador de los factores de aumento y la longitud focal del objetivo.

 

1 Oculares.

Existen oculares de 6´3 x, de 10 x, de 12´5 x, de 16 x y de 20 x. El lado externo del ocular cuenta con un aro de goma, éste se ha de retirar si el operador usa gafas.

Los oculares cuentan con unos reguladores dióptricos (-5 a +5). Estos son empleados para ajustar la acomodación y el nivel de refracción.

 

2 Binoculares.

La función de los binoculares es la de sujetar los oculares. El ajuste de los binoculares se hará de acuerdo con la distancia interpupilar del operador.

Estos binoculares pueden ser de diferentes longitudes focales. Cuanto mayor es la longitud focal, mayor será la magnificación y menor será el campo de visión. Los binoculares con menor longitud focal permiten al operador tener un campo de visión mayor. Además de poder situarse un poco más cerca del paciente.

Los binoculares, parte integrante de los componentes del microscopio dental,  pueden ser a su vez de tres tipos: rectos, inclinados e inclinables. Los binoculares rectos se encuentran orientados paralelamente con la cabeza del microscopio. Por su parte, los binoculares inclinados se encuentran orientados a 45º con respecto a la cabeza del microscopio. Por último los binoculares inclinables permiten cierta movilidad, pudiendo, además,  ajustarse desde la posición más recta hasta una orientación superior a los 45º  con respecto a la cabeza del microscopio, a veces hasta más allá de 90º.

Se recomiendan los binoculares rectos, ya que permiten al operador mirar a través del microscopio directamente al campo quirúrgico.  Los inclinables proporcionan al operador un mayor confort durante las intervenciones largas.

 

3 Regulador de factores de magnificación.

Este regulador, que forma parte de los componentes del microscopio dental,  puede ser manual (con 3 o 5 factores) o monitorizado por medio de un zoom. El regulador se encuentra situado en la cabeza del microscopio.

Consta de una serie de lentes montadas en un anillo giratorio a modo de revolver, este anillo se encuentra conectado a un regulador situado en la carcasa del microscopio. Al mover el regulador se hace girar el anillo de tal forma que va posicionando las lentes una enfrente de la otra. Esto sirve para producir un determinado factor de magnificación.

El regulador de monitorizado por medio de un zoom consta simplemente de una serie de lentes que se mueven hacia detrás o hacia delante. Este sistema nos proporciona un amplio rango de magnificaciones. Con los reguladores monitorizados no se produce la momentánea interrupción de la visión que si se produce con los reguladores manuales, al pasar de un factor de magnificación a otro.

Por su parte el zoom monitorizado puede controlarse, bien por medio de un pedal y por un mando anular situado en la cabeza del microscopio.

 

4 Objetivo.

En la base de la cabeza del microscopio se encuentra el objetivo. La longitud focal de la lente del objetivo determina la distancia que debe de haber entre la lente y el campo quirúrgico. Si quitásemos el objetivo, el microscopio enfocaría al infinito.

Existen distintas lentes para los objetivos con longitudes focales desde los 100 hasta los 400 mm. En odontología se recomiendan los objetivos de 200 mm ya que proporcionan una distancia adecuada para trabajar, la suficiente como para colocar los instrumentos necesarios y a la vez trabajar próximos al paciente.

Las características del microscopio para realizar procedimientos endodónticos son las siguientes:

  • Oculares de 12´5 x.
  • Binoculares inclinables o rectos de 125 mm.
  • Regulador de zoom monitorizado.
  • Lente de objetivo de 200 mm.

 

Conviene tener claros los siguientes conceptos sobre los componentes del microscopio dental.

  • A mayor longitud focal de la lente del objetivo, menor magnificación y mayor campo de visión. También menor iluminación porque hay un alejamiento del campo de trabajo.
  • Mayor longitud focal de los binoculares, mayor magnificación y menor campo de visión.
  • Si es mayor factor de magnificación, mayor magnificación y menor campo de visión.
  • A mayor potencia del ocular, mayor magnificación y menor campo de visión.
  • Si hay más magnificación, menor profundidad de campo.

La mayoría de los microscopios pueden emplear magnificaciones de hasta 40x y más, sin embargo las limitaciones en la profundidad de campo y la iluminación hacen de esos rangos impracticables. Además el más ligero movimiento del paciente produce un desenfoque y una salida del campo de visión. Se recomienda emplear magnificaciones entre 2´5 x y 30 x. Podríamos clasificar los rangos de magnificación en tres:

  • Magnificaciones Bajas: de 2´5 x a 8 x y se emplean para orientarse en el campo de intervención. Permiten un campo de visión grande.
  • Las magnificaciones Medias: de 10 x a 16 x y se emplean para realizar los procedimientos.
  • Por su parte las magnificaciones Altas: de 20 x a 30 x y se emplean para observar con fino detalles

Dr. Gonzalo Olivieri

Clínica Den Barcelona

0 Comentarios

Deja un comentario