¿Eres de esas personas que en verano se pasa todo el día fuera de casa? Desde Clínica Den damos 7 tips para que tu salud bucodental no se resienta aunque estés de viaje, en la playa, en la montaña o haciendo cualquiera de las mil y una actividades que hacemos en verano.

  1. No pasar por casa no quiere decir que no te puedas lavar los dientes en verano. Si llevas un cepillo siempre contigo, te los podrás lavar en cualquier lugar. En muchas farmacias y clínicas dentales podrás adquirir un kit de cuidado dental para llevar. También te lo puedes fabricar tu misma, como el kit de maquillaje que muchas mujeres llevan en sus bolsos. Tu kit solo ha de incluir lo básico: cepillo, pasta e hilo dental.
  2. En el caso de que te olvides tu kit de supervivencia, el chicle sin azúcar será tu mejor aliado. Sin embargo, un chicle nunca un sustituto de un ben cepillado.
  3. Para cuidar tu salud bucodental en verano, también es recomendable escoger bien los snacks. Si sabes que no pasarás por casa en mucho tiempo, evita esos tentempiés que no dejan una sensación de limpieza en la boca como algunos frutos secos. Es mejor comer frutas como la manzana u hortalizas como la zanahoria, ya que ayudan a limpiar tu boca.
  4. ¿Sabías que los labios son la parte del rostro más susceptible a quemaduras solares? Sobre todo, en verano no debemos olvidar que los labios forman parte de la boca y de una sonrisa bonita. No salgas de casa sin tu crema de cacao.
  5. La pajita no es solo para los más pequeños y es útil para proteger nuestros dientes de la sensibilidad dental. Con el calor consumimos bebidas más frías de lo normal, como refrescos con hielo o granizados. Si los bebes con pajita, protegerás más tus dientes.
  6. En verano también acostumbramos a beber más bebidas carbonatadas ya que socializamos más. Lo ideal es reducir el consumo ya que desgastan el esmalte y son una de las bebidas que más caries causan. Sin embargo, como para algunos es difícil resistirse, consumir estas bebidas con pajita también puede proteger nuestro esmalte y cepillarnos los dientes después de beberlas disminuirá el riesgo de caries.
  7. Finalmente, el agua es nuestra mejor compañera en verano. Mantener la boca hidratada ayuda a prevenir infecciones. Es fundamental beber, al menos, dos litros de agua al día teniendo en cuenta las altas temperaturas.

Comentarios

Pide tu Cita










Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies